35 Salón Internacional del Cómic de Barcelona

Cartel 35 Salón Internacional del Cómic de Barcelona

Jaime Calderón

Jaime Calderón (Barcelona. 1973) es el autor del cartel del 35 Salón Internacional del Cómic de Barcelona. Dibujante e ilustrador, en el año 2000 funda junto a Ester G. Punzano la Escola d’Il·lustració i Còmic Fem Art impartiendo clases como profesor de cómic y anatomía artística. Inicia su formación artística en el Estudio del prestigioso ilustrador publicitario Enric Paixà. Años más tarde es seleccionado para recibir formación en Estudios de Animación subvencionados por la Generalitat de Cataluña e impartidos por diferentes productoras catalanas. Culmina su formación gracias a las clases particulares que recibe del famoso ilustrador López Espí.

Entre el 1994 y el 2004 realiza diversas publicaciones de carácter publicitario para varias agencias y marcas publicitarias, trabajo que durante cuatro años compagina con su labor como director y profesor en la Escuela de Cómic Fem Art. En el 2004 dibuja el volumen II de la serie Extrahumans con guiones de Rafael López Espí. En ese mismo año publica con la editorial Recerca el primer número de luna miniserie guionizada por David Carbajal, Siddartha.

En el 2005 ve la luz el segundo número de esta serie, quedando el tercer número incompleto por problemas editoriales. A finales del mismo año colabora con Aleta ediciones en la revista Sword con una historia de 12 páginas con guiones de Helio Mira. Un año más tarde, dibuja el tercer número de la colección Spirit para la editorial americana Alpha-Omega Cómics, colección de la que ilustrará también las cubiertas de los números 4, 5, 6 y 7.

Para la editorial MoonStone (2007) ilustra una novela gráfica basada en el personaje de Kolchak: The Night Stalker titulada The Lovecraftian Horror. Para la misma editorial, un año más tarde, colabora en una segunda novela. Ese mismo año forma parte como miembro del jurado del Premio Nacional de Cómic de España representando a la Asociación de Autores de Cómic de España.

En el 2009 ve la luz el primer álbum de una tetralogía de género histórico para la editorial Soleil. La serie Los caminos del Señor está guionizada por Fabricio David y Gregory Lassabliere, que será galardonado con el premio a la mejor obra medieval por el Festival de la BD médiévale de Saint Ennemie.

Para la editorial Delcourt publica el primer álbum de una miniserie de 2 volúmenes titulada Isabel. La loba de Francia (2012) con guiones de Thierry y Marie Gloris. Ese mismo año la obra recibe el premio Coup de Foudre que otorga el festival Lys Lez Lannoy. Al año siguiente, Los caminos del Señor premiada como mejor serie por el festival de Palavas. También es premiado por el Festival de la BD de Marly por su trabajo como dibujante de BD.

Entre 2014 y 2016 se publican el tomo 2 de Isabel y la cuarta entrega de Los caminos del Señor cerrando así ambas colecciones. Esta primera recibirá el premio especial del público a la mejor serie otorgado por el Festival  BD de  Montreuil-Bellay.  Ambas obras han sido publicadas en diferentes países como Bélgica, Holanda, Alemania, Italia y España, así como dos ediciones de coleccionista   publicadas por la editorial Belga BD Must.

En 2015 se publica en España de la mano de Yermo ediciones el artbook Los Caminos de Jaime Calderón libro que recoge una selección de dibujo, bocetos e ilustraciones abarcando diferentes etapas de su carrera profesional, desde sus inicios hasta trabajos más recientes

Actualmente está trabajando en el primer tomo de una nueva colección titulada Valois que publicará la editorial francesa Delcourt.

Le podéis seguir en Facebook; www.facebook.com/jaimecalderon.dibujante, e Instagram: @jaimecalderondibujante.
Su página oficial es www.jaimecalderon.com.

Entrevista a Jaime Calderón

¿De dónde vino tu pasión por el cómic?

No sabría decirte exactamente, pero recuerdo que desde que era niño  me interesaba mucho más explicar historias  a través del dibujo que hacer otras cosas. Soy el pequeño de cuatro hermanos, y  en mi casa siempre ha habido tebeos  de diferentes géneros, por lo tanto que yo los leyera era algo muy normal. La lectura de los comics de Johan y Pirluit  me hacía fantasear tanto que después sentía la necesidad de explicar mis propias historias dibujadas, aquello poco a poco se fue convirtiendo en un juego con el que me divertía mucho  y que se ha prolongado hasta ahora.

Tienes una larga trayectoria en el mundo de la publicidad y la ilustración. ¿Te consideras un autor multifacético?

Es cierto que he hecho muchas cosas, y desde ese punto de vista me siento “capaz” de abordar diferentes tipos de trabajos que tengan que ver con el dibujo o con lo creativo. Supongo que esta característica se debe en gran medida al mundo de la publicidad, ya que de alguna manera las necesidades de la misma industria te obligan a trabajar en  proyectos muy diferentes, y por lo tanto a buscar soluciones gráficas distintas. Podríamos decir que el mundo de la ilustración publicitaria se convirtió para mí en una escuela, en la que aprendí a ser “multifacético” para poder satisfacer las diferentes demandas que me llegaban.

¿Consideras que tu obra tiene influencias de autores como Harold Foster?

Sin duda, es un autor que siempre me ha fascinado, sobre todo teniendo en cuenta la época en la que trabajaba. Además en el género medieval es uno de los grandes referentes sino el que más. Es posible que la época que he representado en mis libros y mi dibujo realista o naturalista ayude  a recordar el trabajo del maestro,  lo que es para mí un honor. En cualquier caso no solo tengo influencias de Foster, sino de muchos otros, y también cabe decir que las posibles similitudes nunca se manifestaron de manera  consciente, supongo que mi estilo nace de la amalgama de influencias de todos esos artistas a los que he admirado.

¿Cuál es tu método de trabajo?

Antes de empezar a dibujar intento ver algunas películas, documentales, leer libros o artículos técnicos, que tengan relación con la época o momento histórico sobre el que voy a trabajar. La idea es que todo ello facilite el que pueda entrar en la historia con cierta familiaridad, y a su vez  me aporte el  conocimiento de la época suficiente para poder crear cosas “creíbles” que correspondan al período que estoy dibujando. Posteriormente, y tras la lectura del guión, empiezo a hacer  búsqueda de la documentación que necesitaré a nivel genérico, y  luego paso a crear   los personajes, tanto principales como secundarios. A continuación empieza la producción en sí. Normalmente intento dividir el guión en dos o tres partes y trabajar en esos paquetes de páginas para no caer en la monotonía de estar haciendo siempre lo mismo (bocetos, lápiz o tinta) durante mucho tiempo.

Normalmente el momento en el que estoy haciendo el boceto de la página es el más intenso y creativo, y que también aprovecho para recopilar la documentación específica de cada una de las escenas que tengo que narrar. Suelo utilizar  tres o cuatro semanas en este proceso  por cada paquete de páginas y después paso a realizar el lápiz y la tinta también en periodos de tiempo similares.

Se te considera un maestro del cómic histórico por series como Isabel. La loba de Francia y Los caminos del señor ¿Te molesta que te encasillen en un género?

No, es comprensible, es el género que la mayoría de gente conoce de mi trabajo porque es el que ha tenido más visibilidad, y en el que he estado trabajando durante los siete últimos años. Por el momento es lo que estoy haciendo porque me ofrece las motivaciones necesarias para seguir trabajando con ilusión.

Pienso que el público es receptivo y abierto, y desde este prisma no veo  que hubiese problema en que mi trabajo tuviera buena acogida en el caso de que cambiara de género. Por otro lado, si es posible que esto generara cierta inquietud en los editores, pero tengo confianza en mi trabajo, y creo que podría llegar a convencerles.

Eres un autor que publica con éxito en Francia ¿Crees que el mercado español del cómic puede crecer?

Si, o por lo menos eso espero. Tengo la sensación de que poco a poco  se van consiguiendo cosas, y si bien es cierto que la crisis del papel es una realidad, cada vez hay más indicadores de que en el mundo del cómic las cosas van cambiando para bien. Hay más eventos, más divulgación en medios, nuevas editoriales, más escuelas especializadas y el mundo del cine está atrayendo a nuevas generaciones. Todo ello  me hace ser optimista de cara al futuro.

¿En qué momento decides fundar la Escola de Il·lustració i Còmic Fem Art?

Inicialmente solo era una idea que teníamos Ester García y yo, la posibilidad de que existiera un centro de educación artística diferente, alejado de la enseñanza grupal y donde prevaliera el factor didáctico por encima de la rentabilidad. Tanto ella como yo teníamos cierta experiencia en el mundo de la enseñanza, ella en la enseñanza artística privada y yo en la educación social. Esta complementación quedaba reforzada por las diferentes experiencias a nivel de disciplina artística que teníamos cada uno, por un lado la pintura y el dibujo artístico, y por otro la ilustración y la narración gráfica. De esta manera fundamos en el año 2000 nuestra pequeña escuela, que se  ha acabado convirtiendo en un centro educativo artístico que cuenta con cerca de 200 alumnos y diferentes profesores especializados en distintas disciplinas artísticas, cuyo espacio será ampliado próximamente con la apertura de un nuevo centro que nos permitirá desarrollar más actividades, y que esperamos inaugurar en pocas semanas. Aunque hay que decir que el éxito del proyecto no ha sido el crecimiento de la escuela, sino la de mantener la misma idea inicial que fue la responsable de su apertura

Das clases como profesor de cómic en la escuela Fem Art ¿Cómo ves a las nuevas generaciones de dibujantes?

Con mucho optimismo. En general ahora hay muchos más medios a su alcance que antes y por lo tanto están mucho más preparados. En mi opinión, la compleja situación laboral  actual posibilita que los jóvenes no piensen tanto en una profesión ‘práctica’ como se podía hacer antes, y en ese sentido tengo la sensación que hay muchos jóvenes que prefieren formarse en lo que realmente les gusta viendo que las dificultades de inserción laboral serán igualmente complicadas que estudiando otras cosas. Por esta razón observo cada vez a más  chavales con motivación y talento, y esto junto a la facilidad de establecer contactos y relaciones que antes eran impensables están haciendo crecer el talento de forma exponencial. Nuestra experiencia viene a reafirmar esta hipótesis, pues es ahora, después de 16 años, es cuando empezamos a ver los resultados entre los antiguos alumnos de Fem Art.

¿Cómo te planteaste el cartel del 35 Salón Internacional del Cómic de Barcelona?

Inicialmente se tenía una idea bastante clara, sobre todo sabíamos lo que no queríamos, y esto ayuda muchísimo a la hora de crear una imagen para un cartel. Sabiendo cual era la temática, intentamos evitar caer en el belicismo que era a priori lo más lógico, pues es abundante en el tema de la aviación en el cómic, y sin tener nada en contra del género, decidimos darle  otro aire, una cara más amable al cartel, épico, aventurero, y porque no, glamuroso, que invitara a todo el mundo  participar del evento.

Desde este punto de vista, nos vinieron a  la mente aquellas mujeres aventureras como  Amelia Earhart, y sin tener intención de retratarla tal cual, nos ayudó a crear una imagen. Así pues solo era tan solo  cuestión de encontrar el ángulo y la composición que mejor trasmitiera  esta idea. A partir de ahí, el color y la iluminación se definieron por sí mismas. Un color que recordará a aquellas películas antiguas de cine, y una iluminación con un  toque irreal como si de una foto de estudio se tratara acabaron por completar el lápiz inicial

De los autores actuales, ¿De quienes sigues su trabajo?

De muchos, especialmente de los españoles en general. Pienso que aquí tenemos una riqueza artística extraordinaria, no solo en términos cuantitativos y cualitativos sino también a nivel de estilos, y eso provoca que cuando veo algún autor español me genere mayor interés. Además me alegra muchísimo poder empezar a seguir a guionistas españoles como Canales o Raule, entre otros, con el mismo interés que antes lo hacían  los trabajos  de otros guionistas ingleses o franceses, de aquellos de los que comprabas sus obras sin pensar en el dibujo porque sabías que las historias que ibas a descubrir eran garantía de calidad. Pues bien eso me está pasando con gente de aquí, lo cual es una gran alegría porque la mayoría son amigos.

¿Cuáles son tus proyectos más inmediatos?

Actualmente estoy trabajando en una nueva serie titulada Valois, de la cual espero que este año se publique el primer tomo. El guión está estructurado en arcos argumentales que quedaran cerrados cada dos o tres libros. La serie está ambientada entre finales de la época medieval y el inicio del renacimiento, justo después del descubrimiento de América.

Los personajes principales, un español y un francés, son de ficción y esto nos permitirá poderlos embarcar en diferentes aventuras sin estar atados a lo que significa una obra de carácter biográfico como fue Isabel.  Es por lo tanto una serie de aventuras, ambientada en un periodo histórico determinado, teniendo  este  primer arco argumental como trasfondo las guerras de Italia encabezadas por el rey francés Carlos VIII.

Esta web utiliza "cookies" propias y de terceros para ofrecer una mejor navegación.
Al navegar el usuario acepta el uso que hacemos de las "cookies".
El usuario puede evitar la generación de "cookies" y eliminarlas mediante las opciones de su navegador.
Bloquear las "cookies" puede implicar que algunos de los servicios y opciones de esta web no funcionen correctamente.